CRMNegociosTecnología

¿Es esencial un CRM para pequeñas empresas?

En medio de la emoción de comenzar una pequeña empresa, la necesidad de evaluar y adquirir sistemas de tecnología es probablemente la tarea menos interesante en la lista de tareas pendientes.

Elegir la estrategia tecnológica adecuada para una pequeña empresa en crecimiento es un proceso crítico, incluso si es difícil imaginar cómo ciertos sistemas se adaptarán a las operaciones tanto ahora como en el futuro. Con la tecnología cada vez más entrelazada con todos los aspectos de los negocios, el uso de un CRM puede ser de ayuda para comenzar.

Pensamientos errados sobre CRM

Hay quienes piensan que para las pequeñas empresas, el software de gestión de relaciones con los clientes (CRM) es técnicamente no esencial, incluso que un CRM para pequeñas empresas es una auténtica utopía: los software CRM son complicadas y costosas herramientas y sólo las grandes empresas pueden sacarle partido.

Pues nada más lejos de la realidad hay  soluciones CRM para pequeñas empresas, especializadas en la forma de pensar de este tipo de negocios, y segundo y más importante, porque por muy pequeña que sea una empresa, también se necesita gestionar información de los clientes y prospectos, para poder seguir en el mercado; además que está diseñado para ayudar a construir y mantener mejores relaciones con los clientes y lograr una mayor satisfacción y lealtad de los mismos.

En su forma más simple, un CRM es una base de datos de interacciones con clientes que las empresas usan para ayudar a sus equipos de ventas y representantes de servicio a aumentar las ventas y mejorar el servicio al cliente.

Resultado de imagen para crm rapida implantacion

Un CRM  en las pequeñas empresas es una herramienta colaborativa, mediante la cual todos los usuarios pueden estar al día e interactuar.

Un CRM es clave en las pequeñas empresas, para evitar la insatisfacción que hace que los clientes se marchen.

Dependiendo de las necesidades de una pequeña empresa, un CRM podría simplemente ayudar a facilitar la transferencia de datos de los clientes a la nube, o incluir funciones más sofisticadas para ayudar a los equipos a colaborar con colegas, comunicarse con los clientes, enviar correos electrónicos personalizados y recopilar información de las interacciones en las redes sociales.

Sin un sistema de CRM, la mayoría de las pequeñas empresas manejan las conexiones e información de los clientes utilizando los elementos básicos pasados ​​de moda: hojas de cálculo de Excel, documentos de Google, correo electrónico o incluso tarjetas de notas. Estas cosas funcionan bien para algunas pequeñas empresas, pero ofrecen poco en términos de escalabilidad y conocimiento del cliente.

Razones por las que las pequeñas empresas necesitan un CRM

Una base de datos unificada

Resultado de imagen para base de datos

Tu programa CRM para pequeñas empresas permitirá almacenar toda la información relativa a los clientes y prospectos en un solo lugar, de manera que se podrá controlar más efectivamente, lo que permitirá trabajar de una manera más eficaz y tener una visión global de la marcha del negocio.

Segmentar y vencer

Imagen relacionada

Una de las maravillosas funciones del CRM para pequeñas empresas es la posibilidad de clasificar a los clientes y prospectos según variables que sean económicamente relevantes para la empresa, es decir, un programa CRM  permitirá segmentar a los clientes según la tipología de negocio, historial de compra, localización geográfica; lo que permitirá estudiar su comportamiento y necesidades de forma más detallada.

Acciones comerciales más efectivas

Resultado de imagen para exito comercial

Gracias a la segmentación que facilita un CRM para pequeña empresas, se podrá personalizar las campañas de marketing según las necesidades de cada segmento o grupo de clientes, lo que incrementará las posibilidades de éxito de las acciones comerciales.

 

 

 

Fidelizar clientes

Imagen relacionada

Un sistema CRM no sólo posibilita que se pueda emprender acciones de captación de clientes de una manera más orientada, sino que sobre todo un CRM  proporciona datos valiosos sobre cómo son los clientes: sus hábitos, ciclos de compra, personas de contacto, en definitiva, todo un universo de información, que si se lo sabe aprovechar correctamente, permitirá anticiparse a las necesidades de los clientes o incluso fomentar la venta cruzada.

Estudiar y analizar

Imagen relacionada

Un sistema CRM para pequeñas empresas no es sólo la plataforma que permite almacenar información sobre clientes, sino que además proporcionará todo tipo de gráficos y estadísticas, con los que se podrá averiguar de un solo vistazo  los resultados de las acciones comerciales, el ciclo de vida de los productos, el rendimiento de los clientes, en definitiva conocer el estado del negocio en tiempo real para tomar las decisiones más acertadas.

¿Cómo debe ser un programa CRM para Pequeñas empresas?

Debe ser flexible

Imagen relacionada

La característica más importante de un CRM para pequeñas empresas es que debe ser absolutamente flexible para adaptarse a las necesidades del negocio. Tal vez encontremos un CRM que tengan módulos o número de usuarios en exceso que la empresa no necesita, por lo que se tiene que tener claro que un CRM ideal debe ser capaz de amoldarse a las particularidades de las pequeñas empresas.

Rápida implantación

Resultado de imagen para crm rapida implantacion

Si es una pequeña empresa y no cuenta con una plantilla de 500 trabajadores, por lo tanto el CRM no debería de ser excesivamente complicado de instalar, el CRM debería estar instalado y listo para usar en el menos tiempo posible.

Movilidad

Imagen relacionada

Puede ser una pequeña empresa pero moderna y competitiva, por lo tanto necesita apuntarse al carro de la movilidad, la característica por excelencia del negocio del siglo XXI. Un CRM debe permitir llevar la oficina allí donde se la necesite a través de una simple conexión a Internet.

Formación y Apoyo

Imagen relacionada

Sin duda alguna una de las características más importantes de un CRM, es que su implantación venga acompañada de una buena formación personalizada para manejar la nueva herramienta y además con el respectivo apoyo de su proveedor.

 

La realidad es que, en un mercado en el que existen varias soluciones tecnológicas para negocios, cualquier empresa puede permitirse el uso de un software de gestión de clientes (CRM).

Sea cual sea la plataforma de CRM que utilizan los propietarios de pequeñas empresas, la clave para implementarlos con éxito es el pleno conocimiento de sus beneficios. Esto ayudará a las pequeñas empresas a aumentar el potencial de su negocio alimentando las relaciones con los clientes utilizando un valioso sistema.

Etiquetas
Ver más

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close